lunes, noviembre 30, 2009

Blanca I

Blanco brillante
cruza
el reflejo de mi cara

Varias
blancas paralelas
quedan así dibujadas
como pintura de guerra
sobre mi cara
que las absorbe
una a una
con rapidez

Soy mejor
por fin

Toda la vida
me enseñaron
lo puro
limpio y
sacro
del blanco

De blanco
tomé la comunión
del mismo color
que nací
me vistieron
y mostraron

Con el tiempo
blanco fue Dios
de amor puro
aunque
nadie
lo haya comprobado

Blancas
las caras
de los Santos
y de Jesús
en casa de mi abuela

Veo
mis ojos
detrás
de la nube
tan fríos y duros

Siento
mi sangre
rápida
mientras
la blanca
taquicardia
golpea mi pecho

Imagino
por un momento
mi torrente rosado
pesado y espeso
cada vez
más puro

Estalla
el nevado
en mi cabeza
tanto
o más
que la luz del sol

Todo blanco
dolorosa
y placenteramente
blanco

Sólo yo sé
que mi nacarado
no comienza
en el reflejo
sino bien adentro

De allí se expande
y purifica
espíritu y materia

Desde aquella vez
que mi cerebro
escuchó tu voz
mi alma
está
cada vez
más lúcida
más pura
pronta a recibirte
novia inmaculada
fría
diosa de la noche

Ahora es
tu acerada mano
la que pica
corta
y dibuja
el blanco
con gracia
como con amor
separa las líneas
paralelas
otra vez
en mi imagen

Ya no es
pintura de guerra
sólo
urgente
anhelo de paz
Una a una
trepan
por mi cara
hacia mi cerebro
agujero negro
donde explotan
en Big Bang
de placer glacial

Allí estás
ya era tiempo
veo por fin tu blanco marfil
tu brazo en mis hombros
tu mano en mi mejilla

Tu pura
risa
seductora

La mía
dibujada
en el espejismo
corresponde
con la tuya
instalada
para siempre
en mi esencia

Cuánto blanco
cuántas rayas
deberé aguardar
antes
de gozarte a ti
novia blanca

2 comentarios:

Laurel dijo...

Me gusta mucho este escrito de blanco, de paz y pureza. Contrasta con los otros textos y muestra tu diversidad, lo que está muy bueno.
Saludos

selva vivian dijo...

Muy bueno en verdad,no se que lleva a una persona a perderse en la seducción y placer de las drogas,blanca y pura que atrapa y mata,pero si se que hasta las drogas en tu poema suena a dulce melodía de amor,vaya eso solo lo logra un gran poeta como vos,me encantoooo....un abrazo enorme con mucho cariño,Selva.