domingo, diciembre 04, 2011

Presencia


siento tu presencia
tienes hambre
tienes sed
llegas a mi regazo
tu pelo duro
sucio
eriza mi piel

siento tu presencia
la puntada desgarradora
de tus acometidas
avanzas en mi
avanzas por mi
duele y me gusta
eriza mi piel

siento tu presencia
cada vez más adentro
mi cuerpo
traga tu cuerpo
tu cuerpo
desaparece
eriza mi piel

siento tu presencia
sé que te nutres
que gozas
mis párpados pesan
se cierran
duele
eriza mi piel

ya casi no te siento
ya casi no duele
pero si
como siempre
eriza mi piel

jueves, noviembre 17, 2011

Rata II


viento caliente
besa
ahoga
precede
penetra
luz negra
fría
agridulce
de rata
que besa
ahoga
penetra

agria muerte

martes, noviembre 15, 2011

Rata I


sangre espesa
fluida
de niño
sin piel
sin ojos
sin luz
humedad pegajosa
que atrae
que llama
a la rata
ávida
sedienta
curiosa
que oscurece
apaga
el llanto
del niño
sin piel
sin ojos
sin luz


ahora
sin voz

domingo, octubre 30, 2011

viernes, octubre 28, 2011

mojado


del grito desgarrador
desgarrador y fuerte surgió
surgió tu simiente
tu simiente que duele
que duele hasta el grito
el grito que es placer
placer que moja
que moja mientras me arrastro
me arrastro en blanca oscuridad
blanca oscuridad hasta la tumba
la tumba hasta mi muerte
mi muerte del grito desgarrador

seco II

ninfa emplumada
surca el cielo como caricia
sobre el viejo campo curtido
que cubre mis lágrimas
como ave tenue
deja un beso
seco
en el alma

domingo, octubre 23, 2011

seco

un ave muerta
vuela un cielo gris
un hombre
camina sin fe
sin dios
sin paraguas
sobre musgo verde
en el arenal
de tumbas
que peinan sus pies
una paz de arena
es agua seca

martes, junio 07, 2011

Fuego VI


El fuego quemó mi casa
mi casa que no es tan mía
es la casa de mis viejos
donde todo compartía
Compartí mi amor, mis penas
mis penas y fantasías
¡Quedó todo tan quemado!
incluida mi poesía
Con mis manos y mi cuerpo
mi alma tan dolorida
el dolor de mi locura
logré rehacer mi vida
Mi vida, mi amor, mis penas
mis penas y fantasías
habitaron así mi casa
mi casa que revivía